08 septiembre, 2008

Pero qué cutres son...



O gorrones, más bien.
Lo de Telefónica con el famoso tema de la identificación de llamadas ya es para mear y no echar gota.
Primero pasan a cobrarnos 50 céntimos porque el coste cero era en promoción y ahora se desmarcan con que el coste en promoción es de 50 céntimos y fuera de ella es de 1.2 euros más 6.01 euros de alta.
Vamos, que nos plantean un chantaje en toda regla para que no solicitemos la cancelación del servicio. Si lo hacemos pero después queremos volver a activarlo nos cobrarán más del doble al mes y los seis eurillos por el costosísimo proceso de reactivación.
Según FACUA, esto es ilegal.


Lo más cojonudo, para poner la guinda al pastel, es que la cartita que comunica todo esto responde a una queja ante el departamenteo de defensa del cliente. Bendita defensa...

4 comentarios:

Soundtrack dijo...

Estaba pensando, ¿podríamos escribir al departamento de defensa del cliente, para quejarnos del departamento de defensa del cliente?... por sugerir, vamos...

telemarkado dijo...

Te cobrarían por ello casi seguro...

GatoVolador dijo...

No son cutres, son HIJOS DE PUTA SACACUARTOS con todas las letras (mayúsculas).

pepillo grillo dijo...

Cuando me llegó la carta lo primero que hice fue darme de baja para no olvidarme y hoy por hoy si me interesa contesto al teléfono y si no..pues paso y ya está. Y su servicio que se lo metan por el "bulete"!!!!.
Maquirevelión telefórrica